lunes, 10 de julio de 2017

Libros para niños de temática de dinosaurios


No suelo hablar por aquí de nada que no sean mis propias lecturas, y últimamente ni eso... pero he decidido hacer una pequeña entrada para recomentar una web por si alguien que se deje caer por aquí le pueda interesar.

Como se puede saber por este blog, me gusta mucho la lectura, es algo que llevo haciendo toda la vida, desde muy pequeña, y desde que aprendí a leer hasta ahora (30 años después, practicamente) es algo que he hecho de manera regular y que siempre me ha acompañado en todos esos momentos en que me he sentido más sola o peor.



Cuando era una niña no tenía demasiados amigos y los libros se convirtieron en muy buenos compañeros míos, me ofrecían mundos enteros para vivir, explorar, disfrutar y sin juzgar. Cuando era pequeña mi familia no tenía demasiado dinero para comprarme miles de libros pero aún así junté una buena colección porque me gustaban todos, toda la gente que me quería hacer un regalo siempre me daba un libro y yo siempre lo apreciaba muchísimo y además conocía a gente que me los dejaba (gente que sí tenía muchos libros pero que prefería no leer). Luego descubrí que existían las bibliotecas (en mi colegio había pero no nos dejaban ni entrar prácticamente) y después encontré mercadillos y venta de libros de segunda mano.

Bueno, atención al rollazo que he soltado, sólo para decir que a través de una amiga me he encontrado con una entrada en una web que se llama selección de libros de dinosaurios para niños de preescolar y que trata sobre eso: una gran selección de libros para niños muy pequeños, para leer junto a ellos o para cuando ya comienzan a saber leer por su cuenta, aprovechando el tirón que los dinosaurios suelen tener para los niños pequeños.

Le he echado un vistazo y me ha llamado la atención porque tiene bastantes títulos y de diferente tipo: cuentos, enciclopedia, libros de actividades, ... todos dedicados a los niños más pequeños. Me ha gustado porque creo que es importante fomentar los buenos hábitos en los niños, cuanto antes mejor, y no se me ocurre un hábito mejor para practicar durante toda la vida que la lectura. Especialmente por lo que significó para mí de niña.

También podría hablar de la primera vez que tuve conciencia de los dinosaurios en su magnitud. Esta vez no saldría del tópico y hablaría de tener 11 o 12 años y estar pegada a Jurassic Park, hoja tras hoja, que aún me duran algunos recuerdos hasta hoy, pero no creo que sea muy necesario. Ya vale de ser ñoña por hoy.



No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...